Eficacia de la acupuntura en el tratamiento de la dermatitis atópica

Con la llegada del frío, los síntomas de la dermatitis atópica empeoran. El frío y la sequedad del invierno, hace que la piel esté menos hidratada y más tirante que de lo habitual, y en el caso de las pieles atópicas, estas circunstancias climatológicas pueden suponer un desencadenante de la aparición de un brote o eccema.