Recomendaciones para pacientes hipertensos durante el confinamiento por el Covid-19

Recomendaciones para pacientes hipertensos durante el confinamiento por el Covid-19

Mantenga las recomendaciones para prevenir el contagio por el virus COVID-19.

No abandone su medicación.

  • Cualquier cambio de la medicación debe ser prescrito por su médico. Procure tener un suministro adecuado evitando así desplazamientos innecesarios.
  • El alcohol aumenta la presión arterial, por lo que debe ser forzosamente restringido.
  • Continúe realizando el régimen dietético recomendado por sus profesionales sanitarios de referencia, limitando en especial aquellos alimentos con alto contenido en sal.
  • El método más adecuado de preparar los alimentos es el cocinado sin sal añadida.
  • Es aconsejable evitar las comidas excesivamente grasas como guisos, estofados, frituras, empanados y rebozados.
  • Es preferible cocinar las carnes y pescados a la plancha, a la parrilla, asados (al horno o al papillote), microondas, hervidos, cocidos o al vapor.
  • Se puede reducir el sodio de los alimentos si utilizamos técnicas de remojo prolongado (más de 10 horas) o doble cocción, cambiando el agua a mitad de la misma, ya que el sodio se disuelve y queda en el agua. El empleo de esta técnica es útil en verduras, legumbres y pescados congelados y en conserva.
  • La sal marina y la sal yodada contienen igual cantidad de sodio que la sal común, por tanto, no se recomienda su utilización.
  • Utilizar aceite de oliva virgen por su excelente sabor y por sus propiedades cardiosaludables. El aliño clásico (vinagre y aceite) puede ser aderezado o macerado con especias o finas hierbas para reducir el aporte de sal.
  • Continúe midiéndose la tensión arterial tal y como venía haciendo hasta ahora, y que avise a sus profesionales sanitarios de referencia en el caso de que las cifras no se encuentren dentro de los parámetros normales.
  • El estrés sostenido repercute en una elevación de la presión arterial, por lo que es preciso aprender a relajarse. En ocasiones, puede resultar beneficioso controlar el estrés y ansiedad mediante técnicas de relajación o ejercicios como el yoga.
  • La actividad física es importante. Realice la actividad física con la frecuencia adecuada y según sus condiciones individuales.

¿Te podemos ayudar?

Estamos a tu disposición por teléfono, email, o escríbenos aquí

Escríbenos en este formulario para cualquier consulta sin compromiso e indícanos si quieres que te llamemos. Agradecemos cualquier opinión y sugerencia.

HORARIO DE ATENCIÓN AL CLIENTE

  • De Lunes a Viernes de 10h a 21h
Nombre*
Teléfono*
Email*
Mensaje
 
.