Alergia primaveral y Covid-19

Alergia primaveral y Covid-19

La aparición en España del Covid-19, ha coincidido con la polinización de las cupresáceas en invierno, seguida desde el comienzo de la primavera con el plátano de sombra y en algunas zonas el abedul, que culminará en los próximos días con el olivo y las gramíneas.

Los síntomas principales de la alergia por pólenes son: picor nasal, picor de ojos, estornudos repetidos, destilación nasal acuosa y congestión nasal.

 

PRECAUCIONES

Según los datos de los que se disponen actualmente, los pacientes alérgicos no tienen mayor riesgo de contraer la infección del COVID-19. El sistema inmunológico de un alérgico es igual que el de un no alérgico, con respecto a su función de defensa frente a microorganismos.

Sin embargo, la población asmática debe extremar las medidas preventivas, ya que constituye una población más susceptible a contraer infecciones respiratorias, especialmente las víricas.

Esto es debido a que las infecciones víricas suelen generar mayor inflamación bronquial en la persona asmática que en la no asmática, induciendo hiperreactividad bronquial y mayor riesgo de crisis de asma.

 

NO EQUIVOCAR SÍNTOMAS

Las patologías alérgicas que empiezan a aparecer estos días tienen una serie de efectos que se pueden confundir con los síntomas del coronavirus.

Los principales síntomas producidos por la infección por coronavirus se caracterizan por fiebre, mialgias, malestar general, astenia, cefalea, diarrea, tos y disnea.Estos dos últimos síntomas pueden aparecer en pacientes con asma por alergia a pólenes, pero no el resto.

 

Los síntomas de la alergia primaveral:

  • Remiten con el tratamiento antihistamínico.
  • Empeoran al aire libre (en el balcón) y mejoran en el interior de la casa.
  • Generalmente no hay fiebre.
  • En caso de asma (tos seca y dificultad para respirar), los síntomas remiten con el broncodilatador de rescate.

 

 RECOMENDACIONES

  • Las personas con alergia experimentan picor de ojos y nariz.Es fundamental lavarse las manos con frecuencia y evitar tocarse la cara.
  • Debe evitar ventilar las casas entre las 12 y las 17 horas porque son las horas con mayor cantidad de pólenes en el aire.
  • Es importante seguir los tratamientos prescritos  para la alergia y/o asma.
  • En caso de que se esté recibiendo una vacuna inyectada para la alergia, si no se pueden administrar determinadas dosis en el centro de salud, se debe contactar con el profesional sanitario de referencia para ver de qué manera se retoma la vacunación.
  • El paciente alérgico que esté recibiendo una vacuna sublingual, debe seguir administrándosela al igual que en circunstancias normales.

¿Te podemos ayudar?

Estamos a tu disposición por teléfono, email, o escríbenos aquí

Escríbenos en este formulario para cualquier consulta sin compromiso e indícanos si quieres que te llamemos. Agradecemos cualquier opinión y sugerencia.

HORARIO DE ATENCIÓN AL CLIENTE

  • De Lunes a Viernes de 10h a 21h
Nombre*
Teléfono*
Email*
Mensaje
 
.